Enmarcado en el proceso de articulación, la comunidad educativa abrió las puertas a sus futuros alumnos.

 

Es un cambio importante, que hasta hace un par de años se desarrollaba en octavo; el paso de la enseñanza básica a la media, representa un salto en la vida de todo estudiante.

En ese contexto,   en un trabajo coordinado, los alumnos de la Escuela Nº 1 llegaron al LDA, siendo acogidos por alumnos, docentes y directivos, quienes dieron a conocer todos los procesos que se viven en dicho centro educativo, así como también, los cambios que se viven en esta nueva etapa.

Al respecto, Valentina Varela, integrante del CEAL del liceo, señaló. “Me parece muy positivo este rito de apronte, puesto que yo cuando llegué al liceo no tuve esta oportunidad. Creo que es un mundo totalmente nuevo y debemos ser afectivos en el recibimiento, puesto que es normal que muchos de ellos tengan ciertos temores”.

Motivación

Pilar Martínez, Inspectora General del liceo, destacó la importancia de motivar a los alumnos que ingresan al liceo. “Esta actividad es maravillosa, pues podemos motivar a los alumnos que vienen al liceo. El que puedan conocer los espacios que van a compartir, que sepan la forma en que trabajamos y que los integrantes del centro de alumnos cuenten su experiencia, es realmente valorable”.

Finalmente el alumno de sexto año, Bernardo Carrasco señaló. “Es muy positiva, puesto que hay personas que pueden llegar un poco desconcertadas, pero si se nos comienzan a mostrar como es el liceo, va a ser mejor para todos”.

img_7710img_7707

img_7708